El ébola y la cainita izquierda española: cuanto peor, mejor

IMG_5377No había visto tantos especialistas en enfermedades contagiosas y en protocolos del ébola que en las últimas 12 horas. Ahora todos saben qué hacer si se repatria a un contagiado, como tratarle para evitar contagios y cómo aislarle para evitar infecciones. Y oye, todo ello expresado en un tuit de 140 caracteres. Sí hay lumbreras en España, sí. con tanto intelectual experto en patologías deberíamos ser la primera potencia mundial en medicina. En realidad todo esto es muy español: hablar de un tema que salta a la actualidad sin tener ni puta idea, y hacerlo como si se fuera un experto en la materia. Ya lo dice la gente: España tiene 46 millones de seleccionadores de fútbol y de presidentes de Gobierno y el país se arregla en media hora de birras con amigos en una barra de bar. Ahora además también tenemos 46 millones de expertos en ébola.
Sigue leyendo

La estrategia del no candidato Vs la ‘gran estadista’ Elena Valenciano

Imagen

Desde hace semanas no hay tertulia o mentidero político que no especule sobre el dilema de quién será el candidato del PP al Parlamento Europeo y quiénes le acompañarán en la lista. Mas cuando el resto de partidos, y especialmente el principal rival, el PSOE, ya tienen desde hace tiempo el candidato designado y de turné por los mítines de fin de semana. Cada vez que Rajoy asiste a un acto o reunión de partido surge el ‘ay, a ver si lo dice ya’, pero se quedan con las ganas. Algo que muchos califican como una torpeza de ‘los tiempos de Rajoy’, esos que se eternizan y desesperan a propios y extraños. Pero lejos de ser un error o una ‘marianada’ (o ‘arriolada’) más, es en realidad una estrategia bien meditada con toda su lógica y resultados tangibles.

El PSOE se apresuró en nombrar a Elena Valenciano, lugarteniente de Rubalcaba, como una señal, primero, de que van a por todas en estas elecciones al ser Valenciano la ‘número 2’ del PSOE (aunque si Valenciano es sinónimo de ir a por todas en Europa es bastante triste lo que ofrece el PSOE). Esperaba Rubalcaba que el PP nombrara su candidato al poco tiempo y empezar así el ‘combate de boxeo’, tres o cuatro meses antes de la cita electoral. Pero Rajoy no ha caído, por mucho que tanto desde dentro como fuera del partido se instara a despejar la incógnita. Y no sólo no ha entrado en el juego del PSOE, sino que les está ganando la partida.

Sigue leyendo